La mejor sensación

A veces desafino un poco (o mucho),
sin darme cuenta mi reloj se aletarga,
se asincroniza mi motor,
no funciona tan bien como siempre
mi sentido arácnido cuando llueven problemas,
y sin más remedio mi equilibrio falla torpe
y me tropiezo con mis propios pasos…
a propósito sin intensión, todo mi mundo tiembla.

… Pasa un siglo y me encuentras…

Luego vienes a marcarme el paso,
me susurras al oído las dos palabras mágicas
que dan cuerda a mi reloj sin tiempo,
le das golpecitos al motor que se ha dormido
y tus ojos me desnudan el alma…

Vuelvo a ser yo, extendiendo mis alas de gaviota,
para rodearte la vida con la mía.
Yo imperfecta, yo náufraga, yo cobarde,
transformándome en tus manos
en la mejor versión de mí,
la mariposa rompiendo su crisálida,
el milagro de amarte rompiéndome los esquemas…
La viveza de tus ojos estallando mi burbuja.

Entonces la felicidad llega del cielo
cual llovizna con sol a las cinco de la tarde…
y te cubres de tu propia luz
para purificar las dudas y la incertidumbre,
y el calor que irradias penetra mi piel
y llega justo al corazón…

No conozco mejor sensación
que la armonía de nuestros besos,
que la justicia de la libertad sin tregua
cuando me elevas fuera de esta realidad
y nos encerramos en nuestro universo…

… que de malos ratos ya hubo suficiente.

Ana Isabel
San Miguel, El Salvador
15/02/2016

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s