Te reconocí y me encontré en ti

Te reconocí entre toda la multitud,
traías puesta tu sonrisa más coqueta
que adornaba tu encantador rostro de triunfador,
en tus brazos cargabas el fruto de un amor
que aunque no fue más, te dio lo mejor,
juntos, tú y él, tu trozo de cielo,
me dieron el mejor paisaje que en mi vida vi,
a un hombre lleno de pasión en los ojos
y valor en las venas, enseñándole a ser feliz,
a un niño que no sabe de penas y que sonríe sincero,
que mira al mundo como es en realidad, con tus ojos,
y que es feliz, porque tú estás, y no dejarás de estar con él,
amo tu sensibilidad, tu entrega y compromiso siendo el mejor papá.

Te reconocí, porque marcas diferencia en tu andar,
llevas elegancia y sutileza en tus pasos,
como quien sabe que el mundo se mueve con él
y no él con el mundo.
Así eres tú, y así provocas las miradas
de quien sabe observar y asombrarse
del brillo de tus labios bajo el sol,
y la intención profunda de impactar
con sólo decir una palabra: normal
y aunque tú no eres nada parecido a lo normal…
sabes lo que brillas y lo que vales
y que nadie pasará por tu vida sin llevarse el mejor recuerdo,
amo tu seguridad, tu valor y tu astucia
para ser siempre tú, nadie más que tú.

Te reconocí, y de algún modo insospechado
me reconocí en tus ojos, me perdí,
loca enamorada, fascinada e hipnotizada,
de todo lo que eras, de todo lo que guardabas,
eras tan diferente y tan real,
tan lejos y cerca de mí, me tenías atrapada.
Quedé flotando dentro de tu aura
y se me olvidó hasta cómo respirar,
temblé, vibré, canté y me hice música en tus manos,
y no he podido desde entonces sacarte de mi mente
ni de mi corazón, ni de mi piel, de mi sangre…

Desperté y no estás, arrepentida de no haberlo hecho antes,
sabiendo que me quedé a un suspiro de besarte…
me he quedado con la sensación más inquietante…
quiero atreverme a beber de tus labios toda la verdad,
y habitarte el corazón y conocer de ti tu luz y tu oscuridad,
eres exactamente lo que a mí me dijeron que no existía
y el mundo se equivocó…
y yo con el mundo.

Ahora entre más te conozco,
más me enamoro, más te quiero, más…
y si yo no existí nunca, tú me creaste…

Bésame,
hazme real,
dame vida,
hazme volar.

Te reconocí,
me encontré en ti,
y no te quiero perder.

Ana Isabel
San Miguel, El Salvador
07/05/2016

 

Anuncios

4 thoughts on “Te reconocí y me encontré en ti

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s