No me visto

No me visto,
no lo hago desde esa noche,
no se ajusta a mi piel ninguna prenda
mejor que tus manos, mejor que tus labios.
No me cubre nada cuando tú me miras,
desdibujaste los hilos al contorno de mi figura
y de arte me llenaste los lunares,
de pinceladas al óleo todas mis ganas
y con tu lengua de fuego, el umbral de mi delirio.

Dueño eres del firmamento que has creado
desde la punta de mis dedos hasta el último cabello,
dueño de lo que compones de mi voz
entre la tormenta de tu encuentro embravecido
con el calor abrasador de mi interior,
dueño del mar que se agita
y me arrastra a tu orilla
para el descanso de mi locura,
bebo de tu inmortalidad,
y el deseo hace nido en mi vientre,
y mientras nos enredamos y desenredamos de besos,
volvemos a volar…

No me visto,
no lo necesito,
me vistes el alma tú,
ahora que eres mi piel.

Ana Isabel
San Miguel, El Salvador
09/06/2016

Anuncios

6 thoughts on “No me visto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s