Despertar más allá del placer

Me complace compartir con ustedes el siguiente poema, escrito a partes iguales con Luis Eduardo – Messieral. Juntos también grabamos el audio para el VideoPoema de esta colaboración. Puedes encontrar el vídeo al final de esta entrada.


Despertar más allá del placer

Quiero nombrar en tu cuerpo
las ciudades que, una vez, escribí en un cuento;
callar, cuando tus piernas sepan de memoria
el parecido que guardan tus lunas con mis euforias.

Y desnudarte despacio la cara,
como desnudan mis besos tu boca;
resistir en tus manos las horas
que sean necesarias para reescribir las memorias…

Ven, se testigo del fuego que enciendes
justo al centro de este invierno y mi ser;
reclama mi cuerpo y el temblor de mi alma,
reclama eternamente tuyos mi deseo y mi sed. 

Y despacio descúbreme y enrédame
a los hilos de tu destino, a tus caminos, 
que si hay perdición y condena, milagro y paraíso
quiero ir de tu mano y conocerlos contigo.

Recolectar la miel que de ti nace,
no representa los versos pero sí el arte
que me brota en el corazón al recorrerte
con las manos desnudas de guantes;
como desnudos tus ojos de cuartos menguantes.

Forjaré un patrón de estrellas,
que me recordará todos los lunares que hay en ti;
los que llené de besos sobre tu cama y tu existir;
fundiré como prematuras huellas mis palabras,
en tu cuerpo que amanece la hermosura de latir,
todas ellas te escribirán esta noche junto a mí.

Y antes que vuelva el sol te habré regalado
cada gramo de mi historia y de mi esencia cada gota,
el cofre abierto de mi vida con todos sus poemas;
entonces todas las palabras que en el silencio he sellado
florecerán hechos besos que sellaré en tu boca. 

El sinsentido de la distancia y el hielo en las agujas del tiempo
los romperé con el grito abrasador de tu nombre 
quemándome dentro, 
porque quiero envolverte en mi piel y guardarte dentro 
de mi sangre, 
porque quiero volver a ti y perderme para siempre en tus mares… 
Y entregarme a la voluntad de tu deseo, de tu palabra 
y sus verdades.

Quiero nombrar en tu cuerpo
las mujeres, que una vez, escribí con mi fuego,
callar, cuándo tus pechos sepan de memoria
el parecido que guardan tus lunas con mis cepas filosas.

Y yo contigo, 
y tú conmigo, 
haciéndote beber de mí, 
haciéndome morir en ti, 
sumergidos en el deseo insaciable
de cruzar los límites más allá del placer. 

Quiero escribirme en tu piel 
con la promesa de ser sólo tuya, 
y el juramento de que sólo tus brazos serán mi abrigo,
la certeza de que solamente tú me harás arder;
porque eres todas mis fantasías y mi completa realidad,
porque mi sitio en este mundo es a tu lado y con nadie más.

Y desnudarte despacio la cara,
como desnudan mis besos tu boca;
resistir en tus manos las horas
que sean necesarias para despertar sin historias.

Ana Isabel | versosentupiel.wordpress.com
©®Messieral | messieral.com
El Salvador | Guatemala | 16 de julio de 2,017


Subscribe

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s